Inicio Regionales Ciudad Padre Josué Pérez: Es tiempo de acercarnos más y orar en familia

Padre Josué Pérez: Es tiempo de acercarnos más y orar en familia

Al concluir, bendijo al pueblo de Monagas y los invitó a cuidarse y a quedarse en casa en medio de esta contingencia.

103
4
Compartir
Padre Josué Pérez es el joven Rector del Seminario San Pablo Apóstol.

La oración en familia fue el principal mensaje que dejó el padre Josué Perez, Rector del Seminario San Pablo Apóstol como invitado al programa «Cuídate del Coronavirus» que transmite Sonora 99.3 FM y Monagas Visión.

Resaltó que esta Semana Mayor que inició justo este viernes con el tradicional Viacrucis es inusual, toda vez que por decisión de la Conferencia Episcopal Venezolana, en atención a la cuarentena, no se saldrá como tradicionalmente se hace en Maturín, desde la plaza Piar hasta la Catedral.

«En esta oportunidad, nuestro Obispo Monseñor Enrique Pérez Lavado hizo el Viacrucis desde la Catedral y fue transmitido para que la feligresía orara utilizando la radio como medio de comunicación».

Expresó que en realidad, esta es una Semana Santa distinta que se está dando a nivel mundial y ahora en Venezuela ante la pandemia del coronavirus.

«Nos toca como Iglesia continuar desde el confinamiento terminar de celebrar esta Cuaresma y próximamente los misterios de la Semana Santa. Nuestro Obispo nos ha pedido que acompañemos a todo nuestro pueblo y que aprovechemos los medios de comunicación, en especial para que desde casa puedan seguir las actividades de la Semana Mayor».

Explicó que ya son 15 días desde que las autoridades nos han pedido estar en cuarentena. Desde entonces, las Iglesias están cerradas y se celebran las eucaristías a puerta cerrada.

«Seguramente hoy muchos maturineses tendrán nostalgia del Viacrucis. No lo haremos por la situación que estamos viviendo. Eso no impide que en nuestras casas oremos y meditemos acerca de cada una de las estaciones, que es un recorrido con Jesús. Hoy tenemos la bella oportunidad de reunirnos en torno a la escritura y a las 4:00 pm. se transmitieron en vivo las meditaciones del santo Viacrucis».

A propósito, en un contacto con el padre Samael Gamboa, párroco de la Catedral de Maturín, comentó que la programación para la Semana Mayor inició con el referido Viacrucia y continuará con el Domingo de Ramos, en misa que será transmitida por las emisoras de la región desde la Catedral de Maturín a partir de las 9:00 am. este 5 de abril.

Al conmemorar la entrada del Señor en Jerusalén, la misa estará presidida por el Obispo de la Diócesis de Maturín, Monseñor Enrique Pérez Lavado.

El lunes santo será transmitida la Santa Misa a las 9:00 am., donde se ofrecerá una oración por el cese de la pandemia del Covid-19.

El martes santo a las 9:00 am. la misa se ofrecerá con una oración por todos los enfermos.

El miércoles santo, día del Nazareno, a las 9:00 am. se realizará la Santa Misa en honor a Jesús de Nazaret, presidida por el Obispo Monseñor Enrique Pérez Lavado.

A las 3:00 pm. la imagen venerada del Santo Nazareno saldrá por los sectores de la parroquia manteniendo las normas de seguridad e higiene. «El pueblo de Dios lo podrá venerar desde las puertas y ventanas de sus hogares.

Los fieles que pagan promesas al Nazareno, dadas las circunstancias, podrán ofrecerlas desde sus hogares, y en el tiempo oportuno, podrán visitarlo en la Catedral.

El jueves santo con la institución de la eucaristía, día del sacerdocio y del mandamiento del amor, el Obispo de Maturín, Monseñor Enrique Pérez Lavado ofrecerá la Misa de la Cena del Señor a las 5:30 pm. a puerta cerrada en la Catedral de Maturín.

El viernes santo, a las 4:30 pm. será la predicación de las Siete Palabras y a las 5:30 pm. la celebración de la Pasión del Señor con la adoración de la Cruz, presidida por el Obispo Monseñor Enrique Pérez Lavado.

El sábado de gloria se realiza desde las 6:30 pm. la vigilia pascual y el domingo a las 9:00 am. será la solemne misa de resurrección, ambas presididas por Monseñor Pérez Lavado.

Enfatizó el padre Samael Gamboa que todas estas celebraciones litúrgicas se harán sin la presencia de los fieles y a puertas cerradas, cumpliendo con el llamado hecho por las autoridades de salud y la Conferencia Episcopal Venezolana.

Seminario en cuarentena

El padre Josué Pérez como rector del seminario Juan Pablo Apóstol, comentó que en la actualidad el ente formador de sacerdotes cuenta con 35 seminaristas, más tres padres formadores y dos empleadas, es decir, somos una comunidad de 40 personas.

Tras el comunicado de la CEV, este equipo decidió que los seminaristas debían trasladarse a sus hogares para evitar la aglomeración.

«La cuarentena nacional nos sorprendió y la mayoría pudo viajar, sin embargo, quedaron cinco seminaristas que no pudieron hacerlo. Seguimos con un horario especial, estamos rezando, trabajando y se ideó un nuevo método para adelantar las asignaciones académicas.

Indicó que «todos hemos aprovechado este tiempo para leer, analizar, reflexionar y para escribir. Estamos 10 personas cumpliendo con las normas reglamentarias de prevención».

El seminario es una casa con una gran extensión de terreno. Cerca de la institución queda una estación de radio y destacó que van jueves, viernes y domingo para transmitir la Santa Misa.

Comentó que esta situación le hace recordar la premisa que «sin el domingo no podemos vivir. Hace algunos años, nuestro Obispo Pérez Lavado convocó a un año del domingo, para resaltar la importancia de la eucaristía y de la comunión. Gracias al Papa Francisco, los fieles han recibido la indulgencia plenaria, y por ello es importante transmitir la Santa Misa. Hay muchos fieles, cuando no pueden ir a misa, la siguen por televisión, sobre todo para los enfermos, sin quitar la importancia de acudir a la Iglesia, esto una bendición de Dios y a la vez un gran aprendizaje para todos».

Significó que el coronavirus lejos de ser un castigo de Dios es una especie de llamado a la humanidad que hoy se siente estremecida por esta pandemia para que recuerde las cosas sencillas de la vida que se resumen en el amor a la familia y al prójimo, como valores fundamentales.

También destacó que el trabajo de los sacerdotes no se detiene, y que siguen prestando el servicio a las familias que lamentablemente en este momento tan difícil han tenido pérdidas, guardando las medidas recomendadas por el Ministerio de Salud.

Al concluir, bendijo al pueblo de Monagas y los invitó a cuidarse y a quedarse en casa en medio de esta contingencia.

 

RugsUSA WW

4 Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here